NOTICIAS PARA ADELGAZAR SIN DIETAS DE UNA FORMA SALUDABLE
SÍGUENOS EN

Próximo fármaco adelgazante esperanzador basado en las incretinas

 

Fármaco adelgazante esperanzador basado en las incretinasTras numerosos fracasos por parte de la industria farmacéutica, por fin aparece en el horizonte un fármaco que podría contener la obesidad. Está basado en hormonas naturales, las incretinas, presentes en nuestro intestino, y ha dado resultados esperanzadores, tanto en monos como en humanos. Pero, como siempre, habrá que esperar un tiempo para ver si responde realmente a las expectativas que ha creado.

Los fármacos adelgazantes son uno de los mayores objetivos de las grandes empresas farmacéuticas. Además de por razones estéticas, la obesidad es hoy en día el gran desafío de la salud humana en los países desarrollados, pues es la que trae una mayor cantidad de enfermedades derivadas de ella. En opinión de los expertos, mantenerse delgado es lo mejor que podemos hacer para mejorar nuestra salud y aumentar la expectativa de vida en buenas condiciones.

Un motivo de escepticismo frente al anuncio del hallazgo que estamos comentando es que 9 de los 33 autores de la investigación pertenecen a una de las mayores multinacionales del sector farmacéutico, la suiza Hoffmann-La Roche. Y es sabido que cuando hay intereses económicos de por medio se tiende a exagerar el optimismo de los hallazgos. Ha ocurrido en otras ocasiones, en las que los resultados a largo plazo fueron tan decepcionantes, en parte por sus efectos adversos, que los fármacos fueron retirados del mercado.

Sin embargo, el hecho de que la investigación haya pasado los filtros necesarios como para ser publicada en "Science Translational", la subsidiaria de la prestigiosa "Science" que publica investigaciones de inmediata aplicación clínica, hace que aumente nuestro optimismo. ¿Y si esta vez lo han conseguido?

Lo cierto es que los datos que han anunciado hacen que el avance parezca prometedor. Ha sido realizado por investigadores del Centro Helmholtz de Munich (Alemania), encabezados por Brian Finan, en colaboración con otros equipos de Estados Unidos y Suecia. Consiguieron sintetizar una molécula que, según afirman, realiza las mismas funciones que las incretinas que tenemos en el organismo.

Las incretinas son unas hormonas naturales que se encuentran en el intestino. Su principal función parece ser la estimulación de la secreción de insulina por parte del páncreas después de las comidas. La nueva molécula que han creado reuniría las mejores cualidades de las dos incretinas más importantes, la GLP y la GIP. La han probado, primero en monos y más tarde en humanos (en 53 personas que padecían obesidad y diabetes), y en ambos casos han conseguido reducir tanto el peso como la diabetes.

Es, desde luego, una buena noticia que abre ciertas esperanzas. Sin embargo, hay que recordar que el cuerpo humano es muy complejo y la alteración de una parte de él produce con frecuencia otros cambios no deseados que suponen efectos secundarios perniciosos. Y estos efectos, en ocasiones, solo se perciben en su justa medida en fases posteriores, durante pruebas clínicas masivas o, incluso, cuando el fármaco ya lleva un tiempo en el mercado.

Por ello, una vez más, la prudencia se impone. Y, desde luego, el anuncio de nuevos fármacos contra la obesidad no debe hacer que nos abandonemos a estas esperanzas, todavía ni mucho menos confirmadas, y dejemos de lado buenas costumbres en nutrición y actividad física que son, hoy por hoy, lo único que funciona con seguridad .

Artículo elaborado por Adelgazar.Net en febrero de 2014

Artículos de Adelgazar.net relacionados:
     Las bacterias intestinales, ¿un remedio contra la obesidad?
     La flora intestinal también interviene en la tendencia a engordar de cada persona