NOTICIAS PARA ADELGAZAR SIN DIETAS DE UNA FORMA SALUDABLE
SÍGUENOS EN

Una ración menor sacia tanto como una grande

 

Una ración pequeña sacia tanto como una grandeParece poco intuitivo, pero sin embargo es cierto. Ser conscientes de ello puede sernos muy útil a la hora de adelgazar, ya que la cantidad total de calorías ingeridas al final de la jornada será sustancialmente inferior si tomamos raciones pequeñas, incluso aunque comamos más veces al día. Si somos cinco o seis a la mesa, puede ser una buena idea utilizar una receta para cuatro.

La investigación que sirve de base a las afirmaciones anteriores ha sido realizada por Ellen van Kleef, Mitsuru Shimizu y Brian Wansink, de la Universidad de Cornell, en Nueva York (Estados Unidos). El objetivo era comprobar si las personas que habían recibido una ración de alimentos más pequeña se sentían más hambrientos quince minutos después de tomarla.

Para ello, dividieron a los voluntarios en dos grupos. El primero, tomó una ración abundante de diversos alimentos: 80 gramos de patatas fritas, 100 de chocolate y 200 de pastel de manzana, con un total de 380 gramos y 1.370 calorías. El segundo grupo se conformó con una ración bastante más escasa de todos ellos: 10, 40 y 10 gramos, respectivamente, sumando solo 60 gramos y 195 calorías en total.

Hay que hacer notar que la cantidad ingerida por el segundo grupo fue del 16% en gramos y del 14% en calorías con respecto a lo que ingirió el primero. Es decir, menos de la sexta parte. A pesar de ello, a los quince minutos de haber comido, los del segundo grupo se sintieron igual de saciados que los del primero.

La lección práctica que nos da esta investigación, de cara a adelgazar, es muy importante: puede saciarse el hambre con raciones pequeñas, y poner esta receta en práctica puede ser la mejor forma de bajar peso. Incluso si se tiene más hambre un par de horas después (la investigación solo contempla quince minutos), es preferible comer con más frecuencia cantidades menores.

Ponerse raciones más grandes puede hacernos comer hasta un 45% más. Para cambiar esta costumbre, hay multitud de trucos para reducir el tamaño de las raciones: utilizar platos más pequeños, dejar el sobrante en la cocina, cocinar menos cantidad, no insistir en terminarse los platos, compartir comida cuando se come fuera y, sobre todo, mentalizar a la familia y a los amigos de que una ración más pequeña es más sana que una abundante. No es cuestión de cicatería; es cuestión de salud.

Artículo elaborado por Adelgazar.Net en abril de 2013

Artículos de Adelgazar.net relacionados:
     Platos y raciones menores nos ayudarán a adelgazar
     Platos pequeños para adelgazar más fácilmente